UNAP sensibilizó a escolares en el Día de la Tierra

La Universidad Nacional de la Amazonía Peruana (UNAP) celebró el Día de la Tierra el miércoles 22 de abril a las 9 de la mañana

(Foto: ERICK ROMERO)


La Universidad Nacional de la Amazonía Peruana (UNAP) celebró el Día de la Tierra el miércoles 22 de abril a las 9 de la mañana, sensibilizando a escolares de la institución educativa del nivel secundario del Colegio Nacional Iquitos (CNI) sobre el cuidado de nuestro planeta. La actividad estuvo a cargo de la Unidad Especializada de Educación Ambiental (UEEA) del Centro de Investigaciones de Recursos Naturales de la Amazonía (Cirna-UNAP).

El objetivo de la actividad fue concientizar a la población estudiantil sobre la importancia del cuidado y protección de nuestro planeta, pues en la actualidad estamos sufriendo la consecuencia de los cambios ambientales, como por ejemplo el calentamiento global debido a la tala indiscriminada de los árboles, la mala gestión de los residuos sólidos, la contaminación generalizada, etc.

Las expositoras y responsables de esta actividad fueron las ingenieras Carmela Arce Urrea, coordinadora de la UEEA, y Dorita Navarro Loja, jefa del Área de Manejo y Conservación de la Biodiversidad. Se inició con una charla en el auditorio del Cirna, posteriormente se continuó la sensibilización en la Reserva Boscosa, y finalmente se hizo una práctica de reforestación.

El 22 de abril de cada año se celebra el Día de la Tierra. Se instauró para crear una conciencia común a los problemas de la superpoblación, la producción de contaminación, la conservación de la biodiversidad y otras preocupaciones ambientales para proteger la Tierra. Es un día para rendir homenaje a nuestro planeta y reconocer a la Tierra como nuestro hogar y como nuestra madre naturaleza, así como lo han expresado distintas culturas a lo largo de la historia, demostrando la interdependencia entre sus ecosistemas y los seres vivos que la habitamos.

Los problemas del medio ambiente que enfrentamos actualmente son muchos y bastantes serios, el mal llamado “progreso” está llevando a la humanidad a sacrificar especies de flora y fauna, los altos grados de contaminación que causamos se están volviendo en contra nuestra, propiciando cambios climáticos y polución por doquier, con terribles consecuencias que ya estamos sufriendo.

Es necesario que tengamos buenas prácticas como la reforestación, el reciclaje de basura y la depuración de los desechos, la promoción de las energías renovables y desechos a nivel industrial y doméstico; asimismo, el fomento de la agricultura ecológica ayudaría a mantener los suelos fértiles y estables. Debemos mantener las redes de alcantarillado en buen estado y mejorar la depuración de las aguas residuales, así como el tratamiento de los vertidos industriales que se devuelven a la naturaleza, entre otras prácticas.